El logotipo representa una caracola formada por el número maya 136.

Dicho número alude a los 136 artículos que componen la Constitución Mexicana y que rigen el territorio mexicano. Este número combinado con la forma de la caracola representa que la institución gira entorno a los derechos y obligaciones de las personas, una legislación. 

Por otro lado, el símbolo de la caracola tiene más significados:

  • Para los tibetanos el sonido que produce la caracola hace que los sonidos del exterior se apaguen para darle paso al sonido de la verdad. 
  • Para los budistas es una llamada simbólica al despertar de los otros.
  • También hace alusión al cuerno de batalla que espantaba a los espíritus malignos y llamaba a los valientes a defender la verdad.
  • En matemáticas hace referencia a la sección aurea, lo cual representa la armonía. 
  • Para los mexicas significa la unión del cuerpo físico y espiritual. 

Uniendo todos estos significados, el logotipo alude al insight psicológico que surge en el interior de un individuo (por eso el color del centro es más claro) que se extiende hacia el exterior fusionándose con otras perspectivas (por ello las líneas se van haciendo más oscuras), generando complejidad en los procesos de pensamiento, de manera extensa e integral. Como parte del cambio constante y desarrollo en cualquiera de las esferas, se parte de la generalidad evolucionando hacia lo particular. Lo interno incide en lo externo y lo externo en lo interno, la caracola simboliza movimiento y cambio. 

En relación con el color, el café simboliza equilibrio, seriedad, responsabilidad, credibilidad, estabilidad, orden, realismo (tener los pies sobre la tierra), sentido común, madurez, orden, salud, bienestar, altruismo. Así mismo es un color que se utiliza mucho dentro del derecho ya que connota protección y habilidad para resolver problemas.